Competicion

Rossi medita la retirada si no vuelve a ser competitivo

foto rossi

Valentino Rossi afrontará el próximo año una de sus temporadas más decisivas y que, en función de los resultados que obtenga, podría ser la última en el Mundial de Motociclismo de uno de los mejores pilotos de la historia.

Rossi (Urbino, 1979), es consciente de que, dado su historial, no puede seguir en el Mundial sin ser un claro aspirante al título. En las últimas campañas el dominio de los pilotos españoles ha sido total y el italiano no ha podido competir como a él le hubiera gustado contra Jorge Lorenzo, Dani Pedrosa y el actual campeón Marc Márquez.

Cambios en su equipo

A “Il Dottore” sólo le resta un año de contrato con Yamaha y ya ha tomado algunas decisiones de cara a la próxima temporada, como es la de prescindir de Jeremy Burguess, el que ha sido en las últimas 14 temporadas su jefe de mecánicos y al que le unía una gran amistad.

Rossi ha incorporado a su estructura para sustituir a Burgess al italiano Silvano Galbusera, que cuenta con una amplia experiencia en el Mundial de Superbikes y que ha trabajado para pilotos como Noriyuki Haga, Carl Crutchlow o Marco Melandri.

Volver a ganar

El objetivo no es otro que dar con la tecla para que los resultados vuelvan a acompañar a Rossi, que este año solo ha sido capaz de ganar una carrera, el Gran Premio de Holanda, y subir al podio en seis ocasiones, un balance muy pobre para un piloto tan competitivo.

El italiano, a sus casi 35 años y con nueve títulos mundiales a sus espaldas, aspira a continuar al menos dos o tres años más en el Mundial pero solo quiere hacerlo si está en condiciones de ser competitivo y ganar. La fecha límite que se ha autoimpuesto para tomar la decisión de seguir o no en 2015 es el 1 de junio, cuando se disputará el Gran Premio de Italia en Mugello, circuito en el que ha sido capaz de ganar en nueve ocasiones, siete de ellas en la categoría reina.