Competicion

Héctor Barberá, volver a empezar

La temporada 2012 está siendo una de las más difíciles para el piloto valenciano Héctor Barberá. Tras abandonar la estructura de Jorge Martínez Aspar, porque no quería pilotar una CRT, firmó por Pramac Ducati. Y ha sufrido mucho.

Sus actuaciones fueron aceptables hasta junio. El verano cortó su trayectoria. Un accidente sufrido a mediados de julio, durante el parón veraniego, significó la fractura de tibia y peroné de la pierna izquierda en un entrenamiento. Se perdió la carrera de Laguna Seca, que se corrió a finales de dicho mes. Y cuando quiso reaparecer, quizás de forma precipitada sólo cuatro semanas más tarde, todo se fue a pique. En los primeros ensayos del Gran Premio de Indianápolis rodó por los suelos y se fracturó una vértebra dorsal. Esa dolencia le impidió estar también corerr en la República Checa, donde fue sustituido por tercera vez por Toni Elías.

Accidente con Pedrosa

De regreso a las pistas, en Misano, tras someterse a un tratamiento de rehabilitación intensiva que le permitió recuperar su condición física, sufrió otros dos duros reveses. Pramac Ducati le anunció que no contaría con él en 2013. Y el domingo, en la prueba, en la hora de la verdad, tiró sin querer a Pedrosa, cuando Dani remontaba en busca de perder los menos puntos posibles con Lorenzo en la lucha por el título.

En 2013, con CRT

El balance, cuatro grandes premios perdidos. Ahora, y tras puntuar de nuevo en Motorland (Aragón), quiere acabar la temporada de la mejor forma posible y depositar todas sus nuevas ilusiones en la próxima campaña, muy probablemente, pilotando una CRT, aquella que no quiso para este año.