Seguridad

Consejos para conducir la moto en temporada de lluvias

fotomotolluvia

La temporada de lluvias está a punto de comenzar y los motoristas sufren sus consecuencias. No es lo mismo conducir en seco que en mojado y hay que tomar algunas precauciones para evitar accidentes. El agua no solo incomoda, moja y enfría, sino que nos obliga a multiplicar la atención y la pericia.

Para empezar, la posición del piloto es muy importante, ya que el agarre al asfalto se reduce e inclinar la moto conlleva un riesgo mucho mayor. Cuanto más se incline el piloto, menos lo tendrá que hacer la moto, y así se reduce el riesgo de deslizarnos en las curvas. Eso sí, los movimientos del piloto deben ser suaves, evitando cambios bruscos de posición.

Cuidado al frenar

Las maniobras de aceleración y, sobre todo frenado, deben realizarse cuando llueve de forma mucho más suave a cuando lo hacemos sobre un asfalto seco. Las motos equipadas con ABS son mucho más seguras bajo la lluvia, pero si frenamos de forma suave y con antelación no tendremos problemas si el estado y la presión de los neumáticos se encuentran en buenas condiciones.

De igual modo, realizar cambios bruscos en las trazadas previstas también aumenta los riesgos de sufrir una caída si pilotamos sobre firmes mojados. Es conveniente realizar trayectorias más abiertas en condiciones de lluvia, así como evitar pisar las líneas pintadas sobre la carretera, que hacen resbalar a la moto.

Estado de la carretera

También hay que prestar una mayor atención al estado de la carretera, pues un firme sucio y con manchas de aceite o gasoil pueden convertir el asfalto en una pista de patinaje y provocar que nos vayamos al suelo en cualquier despiste. Circular a una velocidad inferior a cuando lo hacemos en seco nos ayudará a fijarnos con mayor detalle en estos aspectos que en ocasiones no valoramos.

Por último, es conveniente ir perfectamente equipados, con ropa impermeable al agua para evitar quedarnos fríos cuando llueve.