Competicion

Checa pasa por el quirófano y dice adiós a la temporada

foto checa

El piloto español Carlos Checa (Ducati) se vio obligado a pasar por quirófano para reconstruir una fractura de cadera, lo que le impedirá disputar las tres últimas citas que restan del Mundial de Superbikes de motociclismo.

Checa, campeón del mundo de esta categoría en 2011, sufrió una caída el pasado fin de semana en el circuito de la histórica ciudad de Estambul, lo que le impidió competir en las dos mangas del domingo.

Accidente grave

Al principio parecía que en la caída tan solo se había lastimado en una mano, pero poco después unas pruebas médicas confirmaron que, además, tenía la cadera fracturada y era necesario pasar por el quirófano.

“La caída de Estambul fue más grave de lo que pensaba. También tengo una fractura de cadera. Tendré que pasar por quirófano y esto impedirá que pueda acabar la temporada”, confirmó el propio Carlos Checa en su cuenta de Twitter, dando así por finalizada la temporada.

Tras su aparatosa caída en los entrenamientos del sábado, Checa sufrió diversas contusiones en todo su cuerpo y descartó de inmediato, debido a los fuertes dolores, su participación en las carreras del domingo. Los médicos le recomendaron reposo absoluto y realizar unas pruebas complementarias que, por desgracia, confirmaron la fractura en la cadera.

Posible retirada

Después de esta grave caída, el piloto de 41 años está valorando seriamente, incluso, dejar el motociclismo en activo.

Carlos Checa ya sufrió un gravísimo accidente en 1998 en el circuito de Donington Park. Aquella caída le obligó a pasar por el quirófano y le fue extirpado el bazo. El piloto catalán logró recuperarse y volver a competir al máximo nivel.

En la categoría reina del motociclismo mundial consiguió dos victorias (Montmeló y Jarama) y su mejor posición en el Mundial fue un cuarto puesto.

En 2007 comenzó a competir en Superbikes logrando el título en el año 2011.